¿Qué es la alopecia femenina por vejez y cómo tratarla?

Si bien la alopecia es un problema que tiene mayor incidencia en la población masculina, algunas mujeres experimentan alopecia femenina conforme van cumpliendo años. En este artículo revisamos que es la alopecia femenina por vejez y te contamos los mejores consejos y recomendaciones de los expertos para poder tratarla.

Alopecia femenina por vejez: ¿Qué es?

El paso del tiempo afecta a hombres y a mujeres y esto no sólo puede notarse en la salud de la piel, sino también en la salud del cabello ya que, al igual que los tejidos se regeneran de forma más lenta conforme vamos cumpliendo años, lo mismo sucede con el pelo. En la mayoría de casos se asume como normal la caída del cabello o un descenso en su grosor y densidad con el paso de los años, pero esto afecta en gran medida a nivel psicológico las personas que padecen estos problemas, ya que influye directamente en su imagen y por tanto también en la autoestima, sobre todo si hablamos de alopecia femenina. Lo primero que debemos tener en cuenta es que el cumplir años no debe suponer que las mujeres empiecen a perder pelo.

Ahora bien, lo que sí es verdad es que con el paso del tiempo a nivel capilar se produce menos colágeno y las células se renuevan más lentamente, lo que se traduce en un crecimiento del cabello mucho más lento. De esta manera, si no complementamos o suplementamos y tratamos este tipo de carencias de alguna manera, es posible que se produzca un empobrecimiento en la cantidad y calidad del cabello de las mujeres. A esto se le denomina envejecimiento capilar, pero no está relacionado directamente con la edad, porque puede darse a los 30, a los 50 o a los 60 si no cuidamos bien nuestro cabello ni nuestra salud.

Asimismo, cuando llega la menopausia tiene lugar un desequilibrio hormonal en las mujeres que puede afectar en gran medida al folículo del cabello. Si además esto se junto con alguna carencia de vitamina B, de hierro, de proteínas, de potasio, de zinc o de ácido fólico, puede llegar a traducirse en una pérdida de cabello abundante y en alopecia femenina. El envejecimiento supone una carencia de aporte al pelo de alguno de los elementos que intervienen en su formación, con lo que, si la carencia de hierro viene a los treinta y no la tratamos como es debido, estaríamos envejeciendo a esa edad y podríamos presentar alopecia femenina desde muy jóvenes.

Consejos para prevenir la alopecia femenina por vejez

Los expertos en residencias de Cádiz a los que hemos consultado para valorar cómo afecta este problema a los mayores en residencias nos han explicado que es fundamental estar siempre atentas a los cambios y señales que nos vaya dando nuestro cabello para valorar si nos encontramos ante un problema capilar debido a la edad.

Como también nos explican desde https://miresi.es/cadiz/, un pelo sin fuerza, débil, sin brillo, sin cuerpo y mate puede indicarnos que tenemos este tipo de problemas. Lo más indicado sería realizarnos un análisis de sangre para poder tratar el déficit de hierro, de zinc, el exceso de calcio o el déficit de vitamina D o de vitamina B12 que puede estar causando estos problemas. Además, el cabello será solamente una de las formas de avisarnos que tendrá nuestro organismo, pero regular estos desequilibrios con aporte adicionales a la dieta o alimentación será clave para poder mejorar nuestra salud a nivel global.

La menopausia también provoca un desequilibrio hormonal, aumentando el nivel de andrógenos y disminuyendo la prolactina. De esta manera estos cambios hormonales se traducen en una pérdida de densidad paulatina en la zona superior de la cabeza, dejando entrever el cuero cabelludo. A continuación te contamos cómo tratar la alopecia femenina por vejez.

Cómo tratar la alopecia femenina por vejez

Lo primero que debemos tener claro es que existe una solución para todo tipo de problemas capilares. No debemos desesperarnos porque siempre existen tratamientos y soluciones capilares para combatir todo tipo de problemas, como la alopecia femenina, y poder recuperar nuestra imagen saludable.

Por contra a lo que ocurre con la piel, las fibras capilares no pueden renovarse por ellas mismas y requieren de una ayuda mediante diferentes tratamientos pensados para combatir el envejecimiento y recuperar la calidad del pelo. En la actualidad existen diferentes tratamientos a tener en cuenta para tratar la alopecia femenina por vejez.Primero que nada encontramos un sistema diseñado mediante unidades de láser capilar. Este sistema mejora en gran medida la oxigenación del cabello y estimula la división celular. Esto es muy importante porque favorecerá en gran medida el desarrollo de nuestro cabello.

Por otro lado, también encontramos los tratamientos de bioestimulación o microporación capilar. Son tratamientos muy interesantes para poder vehiculizar los principios activos hasta los folículos pilosos. Uno de los tratamientos más efectivos en este campo es el que se realiza con Minoxidil. Puede realizarse este tipo de tratamiento mediante mesoterapia, con la aplicación de un plasma sanguíneo rico en plaquetas denominado Dutasteride o con una combinación de ambas alternativas.

En conclusión, todos estos tratamientos estimulan en gran medida el crecimiento de nuevos cabellos, mejorando la calidad de cabello ya existente. Es fundamental tener en cuenta que por cumplir años no tenemos por qué perder cabello y encontrar las soluciones más adecuadas a nuestras necesidades y tipo de problema.Si llevamos algún tiempo sufriendo una caída del cabello bastante abundante será fundamental contactar cuanto antes con un buen equipo médico de profesionales para poder solucionar este problema de alopecia femenina por vejez y cuidar nuestra salud a todos los niveles.